Monumento al Pastor

Esta escultura del pastor y su perro se levanta sobre un antiguo horno de cal restaurado. Es un homenaje a la gran vocación ganadera de Jandía.
El perro majorero o bardino está reconocido oficialmente como raza propia por la Real Sociedad Canina Española desde 1994 y su estándar racial fue publicado en 2001. Traído por los habitantes prehispánicos hace más de 2.000 años, este perro fuerte de mediano tamaño es un apreciado guardián de la casa y del ganado, con fama de leal y valiente.
El pelaje es predominantemente gris oscuro o negro, pero partiendo del lomo muestra a menudo franjas verticales atigradas que van del marrón-verdoso al beige.