Dunas fósiles de Ajuy

Los riscos de Ajuy son un libro de geología. Por encima de las rocas bandeadas del complejo basal, la vieja playa levantada y una colada de lava se formó durante el Plioceno un campo de dunas con arenas procedentes del mar.

Ahora convertidas en frágil calcarenita, en ellas más de un inculto con poco respeto hacia estas joyas ha aprovechado para grabar tonterías.

Estas dunas se formaron en una época fría, momento en el que al aumentar el hielo en los polos provocó un descenso en el mar, dejando al descubierto arenas blancas formadas por fragmentos de conchas, caparazones de crustáceos y algas a las que el viento llevó tierra adentro.

Los geólogos han identificado en este sector superior hasta cuatro franjas de dunas consolidadas, separadas por delgados depósitos de aluviones marinos (conglomerados y areniscas) con fósiles de hace casi cinco millones de años. Estos registros demuestran la alternancia de periodos de clima seco con otros de clima muy lluvioso.